¿Sabías qué la alergia al olivo no depende de su variedad?

El olivo es reconocido clásicamente como árbol productor de patología alérgica, manifestándose con síntomas de rinoconjuntivitis y asma, explica el alergólogo, Dr. Jesús Jurado-Palomo.

0
738

El olivo es reconocido clásicamente como árbol productor de patología alérgica, manifestándose con síntomas de rinoconjuntivitis y asma, explica el alergólogo, Dr. Jesús Jurado-Palomo.

El olivo es un árbol típico mediterráneo ampliamente presente en los paisajes de la Península Ibérica como elemento de los ecosistemas mediterráneos y de la cultura.

Únicamente las Comunidades de Galicia, Asturias y Cantabria, no son productoras.

Castilla-La Mancha es la segunda Comunidad Autónoma en España (tras Andalucía) que más superficie dedica al cultivo del olivo, y por tanto de producción de aceite de oliva.

Aunque el olivo es sensible a las heladas (puede soportar temperaturas hasta -10 °C), las altas temperaturas son perjudiciales durante el periodo de floración.

En cuanto a los niveles de polinización influye tanto el denominado “estrés hídrico” (reducción del agua disponible) como el “estrés nutritivo” (reducción de los nutrientes disponibles), ya que si esto ocurriese en las 6-10 semanas previas a la floración, ocasionaría una disminución del número de flores por inflorescencias (racimos) y un aumento de los abortos ováricos.

Se entiende por “vecería del olivar” al fenómeno por el que tras un año de abundante cosecha de aceituna se sucede otro en el que la cosecha es menor, aunque esto no es necesariamente bienal.

¿Influyen las diferentes especies de olivo existentes en Castilla La Mancha en el origen de esta patología alérgica?

En cuanto a las diferentes variedades de Olivo, no parece asociarse los síntomas alérgicos con una especie determinada.

Aunque la más cultivada en Castilla La Mancha es la “cornicabra”, siendo casi única en las provincias de Toledo y Ciudad Real, en ésta última existen plantaciones recientes de las variedades “picual” (típica de Jaén) y “arbequina” (típica de Cataluña).

De hecho, la variedad “Cornicabra” (Cornezuelo de Mora de Toledo) es la segunda de mayor cultivo a nivel nacional, siendo predominante en Toledo (concretamente en Mora de Toledo, Navahermosa y los Montes de Toledo) junto con La Mancha (principalmente la provincia de Ciudad Real).

La variedad “manzanilla” se extiende por las tres provincias más orientales de Castilla La Mancha, existiendo otras variedades en dichas zonas como son: “castellana” en Guadalajara, “asperilla” en Cuenca, y “gordal” en Albacete.

 

Referencias bibliográficas utilizadas:

  • Barranco D (2004). Variedades y patrones. En: El cultivo del olivo. Barranco D, Fernández-Escobar R, Rallo L (Eds). MundiPrensa-Junta de Andalucía. Madrid.
  • Rallo L, Barranco D, Caballero JM, Del Río C, Martín A, Tous J, Trujillo MI (Editores) (2005). Variedades del olivo en España. Junta de Andalucía, MAPA y Ediciones MundiPrensa. Madrid.
  • Uceda M, Aguilera MP, Jiménez A, Beltrán G. Capítulo 4: Variedades de olivo y aceituna. Tipos de Aceites. Págs. 109-137. Disponible en URL: www.economiaandaluza.es/sites/default/files/capitulo%204_1.pdf (consultado con fecha 11/10/2016).

Dejar respuesta

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.