Cáncer, los más comunes, síntomas y tratamiento

0
818

El Psicooncólogo, Rafael Cortés, nos habla sobre el cáncer, cuáles son los más comunes y cuáles son los factores que pueden ayudarnos a prevenirlos.

¿Qué es el cáncer?

El cáncer es la segunda causa de muerte en el mundo, por detrás de las enfermedades cardiovasculares.

Gracias a los últimos avances y a nuevos tratamientos estamos consiguiendo aumentar la esperanza de supervivencia de las personas afectadas y a mejorar su calidad de vida.

La prevención es la mejor curación. Se ha demostrado que muchos de los tumores, sobre todo los gástricos (cáncer de colon) y los que se dan en la mujer, los ginecológicos (mama y cérvix) están relacionados con conductas de riesgo y estilos de vida poco saludables.

Es importante tener una alimentación sana, evitar el tabaco, el alcohol, la exposición al sol sin protección y sobre todo en las horas en las que hay máxima radiación.

¿Cuáles son los cánceres más comunes?

A día de hoy el cáncer que más mortalidad provoca es el cáncer de pulmón , sobre todo muy relacionado con el tabaco.

En los hombres el cáncer de pulmón, el de colon y el de próstata son los tres tumores de mayor incidencia, o sea, los nuevos casos que están apareciendo.

En las mujeres el cáncer de mama es muy frecuente.

Es un tumor que a día de hoy tiene muchos avances, existe la cirugía, la quimioterapia, la radioterapia y el tratamiento hormonal que permite erradicar la enfermedad o por lo menos conseguir una calidad de vida bastante buena respecto con otros tumores.

En los últimos años ha habido un incremento de la mortalidad en mujeres por cáncer de pulmón.

En ambos sexos lo que más predomina es el cáncer de colon.

Es un cáncer que se puede prevenir con una alimentación sana y equilibrada, potenciando el consumo de frutas y verduras, cereales, cosas a la plancha o hervidas…. Evitar grasas saturadas, fritos, abuso de bollería industrial, exceso de dulce.

Tenemos una prueba muy fiable como es la colonoscopia. Tenemos el test de sangre oculta en heces que nos dice si tenemos que hacernos una colonoscopia o no.

Yo animo a la gente mayor de 50 años y con antecedentes en la familia que se haga esta prueba para descartar problemas con esta enfermedad.

No por llevar un estilo de vida saludable estamos exentos de desarrollar la enfermedad pero sí que es verdad que llevar un estilo de vida saludable previene en un alto porcentaje el desarrollo de determinados tipos de tumor, como el de colon, que actualmente es el que mayor incidencia tiene en ambos sexos.

¿Qué opina de las medicinas complementarias?

Hay terapias alternativas que funcionan bien en muchos tipos de pacientes. Yo nunca me opongo a ningún tipo de tratamiento alternativo ni mucho menos. Siempre digo que lo que le venga bien al paciente, que se utilice.

Está demostrado que los tratamientos que curan la enfermedad son la cirugía, la quimioterapia y la radioterapia, que son los tres tratamientos principales. El tratamiento hormonal funciona muy bien en los tumores ginecológicos.

Este tipo de terapias pueden contrarrestar algunos de los efectos de los tratamientos, pueden servir de relajación, de apoyo o complemento al tratamiento principal.

Pero en ningún caso, yo por lo menos pienso, que sean la cura de la enfermedad, sino los demás tratamientos no existirían.

Tabaco, pulmón y cáncer

Hoy vamos a hablar de uno de los factores de riesgo más importantes en el desarrollo de la enfermedad del cáncer: el consumo o hábito tabáquico.

El consumo de tabaco provoca muchas muertes evitables en el mundo, es un factor cancerígeno de primer grado.

Las estadísticas dicen que entre el 80 y 90% de los cánceres relacionados con el pulmón son consecuencia de un hábito tabáquico.

Para un fumador dejar de fumar es una situación muy estresante pero se puede controlar con apoyo psicológico y terapias farmacológicas.

El consumo de tabaco no afecta sólo al pulmón, también afecta a la laringe, al esófago, al riñón, al útero, al estómago… Hay muchos cánceres que son consecuencia del tabaco.

No olvidemos que el feto también es un fumador pasivo.

Debemos tener mucha consciencia a la hora de ver donde estamos, en respetar los espacios sin humos.

No sólo inhala tabaco la persona que está fumando un cigarrillo, sino también los que están respirando.

Dejar de fumar es una decisión muy importante que nos va a ayudar en nuestra salud.

Vamos a disminuir los riesgos de desarrollar enfermedades cardiovasculares, vamos a mejorar nuestra respiración, nos vamos a fatigar menos, vamos a prevenir un cáncer de cualquiera de los que hemos mencionado y lo más importante es que vamos a crear espacios sin humos y vamos a educar en la salud.

El tabaco reduce la expectativa de vida. La esperanza de vida está en torno a los 80 años. La mayoría de las muertes por consumo de tabaco se producen en torno a los 60 años, por lo cual perdemos unos 20 años potenciales de vida a causa de fumar.

Es un dato devastador. Se supone que cuando todos lleguemos a los 65 años, que es la época en la que nos vamos a jubilar y a disfrutar un poco, nos vamos a encontrar con éste problema.

Desgraciadamente a día de hoy el cáncer de pulmón tiene muy mal pronóstico. Es verdad que hemos conseguido alargar la supervivencia pero es uno de los tumores que a día de hoy no tienen una cura fácil. Las probabilidades de que tengamos un desenlace fatídico son bastante altas.

Dejar de fumar es una victoria. Todos podemos luchar para erradicar el tabaco. No tiene nada bueno.

Cáncer de próstata

El cáncer de próstata es muy frecuente, representa el 21% de los tumores en el varón. En España se diagnostican alrededor de 25.000 casos nuevos al año.

Es una enfermedad que tiene un curso lento, donde más aparece es en la población de 60 a 80 años. Se recomienda hacer las revisiones a partir de los 50 años.

¿Qué es la próstata?

La próstata es una glándula exclusiva de los varones cuya misión es liberar diversas sustancias químicas. Juega un papel importante en la reproducción.

Se encuentra situada debajo de la vejiga y justo delante del recto, por lo que cuando hablamos de distintas lesiones en la próstata podemos observar problemas en la micción, a la hora de orinar.

¿Cuáles son los síntomas del cáncer de próstata?

Los síntomas que nos indican que hay algo malo en la próstata (no necesariamente un cáncer) y por lo cual debemos acudir al urólogo son:

– principalmente, la urgencia y frecuencia miccional,

– dolor o escozor al orinar,

– sensación de llenado en la vejiga,

– goteo post-miccional, o sea, después de orinar

¿Cómo se diagnostica el cáncer de próstata?

Una de las ventajas que tiene este tipo de tumor es que una exploración urológica nos da muchos indicios de si hay o no una lesión en la próstata.

Algo muy sencillo que se realiza es un tacto rectal. Con esto, el especialista puede palpar si la próstata tiene un tamaño más grande de lo normal y puede tener una idea de si tenemos algún problema.

Se puede completar el estudio con una ecografía y con los marcadores de la PSA, unos valores elevados nos indican de que hay un riesgo de desarrollar un cáncer de próstata.

¿Cómo se puede prevenir esta enfermedad?

Como otros tipos de cáncer, es importante realizar 30 minutos de ejercicio físico diario, yo recomiendo simplemente caminar, que es algo sano y no nos supone un esfuerzo sobrehumano, es gratuito y está al alcance de todas las personas.

También es importante el consumo de frutas y verduras, a 5 raciones al día, a poder ser y evitar, todo lo posible, las grasas y los fritos que nos perjudican en la alimentación.

Por supuesto, disminuir el consumo de alcohol y erradicar el tabaco.

¿Cuál es el tratamiento del cáncer de próstata?

Muchas veces es un tratamiento hormonal, ya que se ha demostrado que esta enfermedad tiene una base hormonal. Tiene una eficacia entorno al 80%.

También se utiliza muchas veces la cirugía y la radioterapia.

Es un cáncer que, cogido en un estadio precoz, tiene una altas expectativas de curación.

¿Qué mensaje quieres dejar para quienes nos siguen?

Que no dejemos de ir al urólogo si notamos alguno de los síntomas que hemos nombrado anteriormente.

Muchas veces el pudor o la vergüenza nos hacen dejar a un lado este tipo de temas y puede quedarse todo en una simple hiperplasia benigna de próstata o podemos tener algo más complicado.

Más vale prevenir que tener que utilizar luego un tratamiento más agresivo.

Cáncer de mama

El cáncer de mama se origina en el tejido de la glándula mamaria. Afecta en su amplia mayoría a mujeres, pero también puede estar presente en los varones.

Un cáncer de mama, a día de hoy, cogido en un estadio muy precoz, tiene más de un 90% de probabilidades de curación. Se diagnostican 26.000 casos nuevos cada año en España.

¿Qué síntomas puede presentar el cáncer de mama?

La autoexploración de las mamas y axilas es esencial en este punto. Debes estar pendiente de:
– La aparición de algún nódulo en la axila o pecho.
– Cambios en la forma del pezón, de la aureola.
– Cambios en el tamaño de las mamas.
– Retracción del pezón.
– Manchas, cambios de color.
– Dolor.
Estos síntomas no quieren decir que estemos desarrollando un cáncer de mama pero sí son signos de alarma para hacernos una revisión y comprobar que todo está en orden.

 

¿Qué tratamientos se aplican?

Los tratamientos que tenemos actualmente en oncología son la cirugía, como primera elección, con muy buenos resultados, dependiendo del tipo de tumor que tengamos, hay distintos tipos de cirugía:
– Puede ser una cirugía conservadora, preservando la mama.
– Se puede hacer una mastectomía completa, luego se puede implantar una prótesis.
Todo lo que es operable casi siempre tiene mejor pronóstico.
Si además de la cirugía combinamos con tratamientos como radioterapia, quimioterapia y luego con el tratamiento hormonal, los resultados son excelentes, sobre todo en fases precoces.

 

¿Cuáles son los efectos secundarios de estos tratamientos?

Uno de los efectos secundarios más común es el linfedema. Siempre que se vacían los ganglios linfáticos hay un riesgo de que aparezca un linfedema, o sea, la inflamación del brazo del lado de la mama que se opera.

 

También hay secuelas físicas. Cicatrices en la mama, sobre todo cuando hay una mastectomía radical siempre tiene más impacto, también a nivel psicológico.

 

En ese sentido es importante señalar que la asociación facilita prótesis de algodón y de silicona para las personas mastectomizadas, así como toda la ayuda psicológica que necesiten.

¿Cómo se puede prevenir?

– No fumar.
– No abusar del alcohol.
– Evitar la obesidad.
– Evitar el consumo excesivo de grasas y fritos.
– Prevenir el estrés.
– Potenciar hábitos saludables: ejercicio físico, consumo de frutas y verduras
– Acudir a la consulta médica en caso de tener antecedentes familiares con cáncer.
– Realizar mamografías, sobre todo en la franja de 45 a 65 años, que es la de mayor riesgo de desarrollar esta enfermedad

 

¿Qué recomendación final dejas para quiénes nos siguen?

La recomendación que me gusta dejar es que el cáncer de mama es un tumor frecuente, pero no quiere decir que haya más cáncer de mama a día de hoy.

Actualmente diagnosticamos más porque tenemos pruebas como la mamografía y la ecografía pero una ayuda muy importante es la colaboración del paciente que tiene que acudir a hacerse sus revisiones.

Cáncer de colon

A día de hoy el cáncer de colon es uno de los cánceres que más incidencia tiene en ambos sexos, es el segundo más común tanto en hombres como en mujeres.

Tiene buen pronóstico, siempre y cuando lo cojamos a tiempo. Para ello es muy importante la prevención.

Es decir, adoptar estilos de vida saludables, sobre todo relacionados con la alimentación: potenciar el consumo de frutas y verduras, disminuir las grasas saturadas, azúcares y la bollería industrial.

Es importante saber que contamos con una prueba de diagnóstico precoz que está al alcance de todos, el test de sangre oculta en heces.

Es un test que nos dice si necesitamos hacernos una prueba, como es la colonoscopia, para ver si hay algún tipo de lesión tumoral en la zona del colon.

El test se realiza en el centro de atención primaria. Es una prueba de cribado que nos va a dar información sobre si estamos afectados o tenemos riesgo a desarrollar un cáncer de colon.

Dentro de ésta enfermedad hay un aspecto muy importante que no debemos olvidar: la imagen corporal.

Aquellas personas que han atravesado por una cirugía, que han necesitado que se les realice una colonostomía, necesitan mucho apoyo psicológico.

Desde la asociación intentamos que las personas se adapten a la colonostomía que tienen para mejorar su calidad de vida, y realicen sus actividades de una forma normal.

No por tener una “bolsa” es el fin del mundo, pueden seguir realizando sus actividades de ocio, relacionándose y disminuir ese impacto psicológico.

En resumen:

El cáncer de colon se puede curar, cogido a tiempo tiene más de un 90% de probabilidades de éxito.

Debemos cuidar nuestra alimentación para prevenirlo y, sobre todo, debemos estar concienciados de que, poniendo de nuestra parte, podemos luchar contra la enfermedad y podemos superarla, como tantas personas ya lo han hecho.

 

Tengo un familiar con cáncer

En el primer momento suceden muchísimas emociones, desde el miedo, la rabia, la ira, etc. Hay tantas reacciones emocionales como personas.

Lo más importante que creo que tienen que hacer los familiares es tratar de adaptarse a las necesidades que tenga el paciente, esperar sus “instrucciones” y no insistir.

Al final, no olvidemos, el que tiene la enfermedad es el paciente y es quién va a llevar la carga del tratamiento.

Muchas veces agobiamos o no sabemos cómo ayudar a la persona que tiene la enfermedad. ¿Cómo estás? ¿Te duele algo? ¿Necesitas algo? El paciente sabe hablar y si necesita algo, lo va a decir.

Es verdad que hay muchas personas que no quieren pedir ayuda pero una sobre implicación del familiar o de un amigo puede conllevar una mala contestación por parte del paciente que se siente agobiado.

Debemos empatizar y escuchar, es fundamental. A veces desde el silencio o el respeto vamos a ayudar muchísimo más que con frases como “venga, hay que estar fuerte” o “no llores”. Cada uno somos un mundo y vamos a experimentar una serie de emociones.

Hay que permitir que todas las emociones afloren para luego poder canalizarlas.

Cuando nosotros no podemos abordar un problema tenemos que buscar una persona que lo pueda hacer y ese sentido, creo yo, es imprescindible el apoyo psicológico.

El psicólogo es esencial en el momento del diagnóstico y en las distintas fases del tratamiento porque van a aparecer muchas reacciones emocionales, pueden aparecer problemas psico-patológicos como ansiedad, depresión o estrés que hay que saber manejar y ofrecer pautas tanto a los familiares como al propio paciente.

 

 

Por favor, valora en qué grado te ha resultado útil esta entrada
[Total: 1 Average: 4]

Dejar respuesta

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí