Yoga: conciencia de Ser

El Instructor De Yoga, José Roberto Gómez Díaz, nos habla sobre el yoga. Una autodisciplina , un arte, una visión del mundo,  una herramienta para la salud y un medio para alcanzar la conciencia en todos los aspectos de la vida.

0
639
Roberto Díaz en Postura de yoga (300x206)
Kapotasana, postura de extensión que prepara para los arcos más profundos. Solo una respiración equilibrada permite a la mente  relajarse y disipar la niebla del miedo. Fuente: José Roberto Gómez Díaz

Realmente no hay una definición absoluta de lo que el yoga significa, aunque a grandes rasgos, la raíz etimológica de la palabra viene del Sánscrito “Yuj” que significa unido o integrado.

Existen miles de estilos de Yoga alrededor del mundo debido al intercambio cultural y al acceso que se tiene a la información en internet y a libros especializados en el tema.

El Yoga más conocido en el mundo es el Hatha yoga , en el que se practican los preceptos fundamentales contenidos en los Yoga Sutras de Patanjali, quien fuera el primer Gurú en recopilar las enseñanzas del yoga en un libro descrito en forma de aforismos las cuales son frases cortas que se conectan en sucesión.

En el yoga se practican posturas conocidas como “Asanas”, las cuales funcionan como medio de autoconocimiento y son de diversos nombres asociados con elementos de la naturaleza, animales, dioses, sabios y objetos.

De la misma forma algunas escuelas integran técnicas de meditación para complementar la práctica física.

¿Cuál es su origen?

El origen del Yoga data de hace más de 5000 años a.C., en la India. Algunos de los textos recopilados que contienen información sobre el yoga datan de hace 2000 años a.C.

 

El yoga fue creado en una cultura de castas, en donde sólo los más privilegiados podían tener acceso a las enseñanzas de los grandes maestros.El idioma que se habla en el Yoga, y que es también el que se utiliza para nombrar las posturas es el Sánscrito, el cual sólo era hablado por los Brahmanes o sacerdotes de alto rango en la India.

Muchos de los términos utilizados deben ser pronunciados en sánscrito ya que es una lengua muy difícil de traducir con exactitud.

Debido a que en la India el yoga era muy ortodoxo, no fue sino hasta los años 50s que un maestro llamado Krishnamacharya compartió sus conocimientos con occidente.

Entre sus discípulos destacaron: Sri Pattabhi Jois, B.K.S. Iyengar, Indra Devi y Desikachar (hijo de Krishnamacharya). Fueron ellos quienes apoyaron a su maestro a expandir el yoga a todo el mundo hasta ser conocido como lo conocemos en la actualidad.

¿Cuales son los beneficios para la salud?

Los beneficios de practicar Yoga son diversos dependiendo el enfoque que se de en la práctica.

A nivel físico ayuda a purificar el cuerpo y los órganos, tonifica todos los músculos, regula el metabolismo, fortalece el sistema nervioso, digestivo, simpático, inmunológico entre otros.

A nivel mental ayuda a combatir la ansiedad, la depresión, reduce el estrés y eleva el autoestima.

A nivel espiritual el yoga conecta al practicante con su esencia humana, sin caer en el aspecto religioso forzosamente , sino que promueve los valores morales y éticos como la No violencia, la pureza del cuerpo y de la mente, el no robar y el brindar servicio al prójimo, entre otros.

¿Quién puede y quién no puede practicar yoga?

El yoga fue creado por seres humanos, para los seres humanos, por lo que todos sin excepción pueden practicar el estilo de yoga que más se ajuste a sus necesidades.Hay opciones de estilos para todos los gustos, desde el yoga para niños, yoga para las mujeres embarazadas, yoga para adultos de la tercera edad, yoga para adolescentes, yoga enfocado a lo terapéutico , yoga para corredores, etc…

Un punto importante es que se debe mencionar a un instructor cualificado si se tiene alguna lesión en el cuerpo, operación, enfermedad, o situación que le impidiera realizar su práctica, para que el maestro le brinde opciones o le recomiende algún estilo de yoga en particular para su situación.

Las posturas del yoga no deben ser realizadas sin la supervisión del instructor cuando se comienza a practicar, ya que hay ajustes e indicaciones que deben ser respetadas para evitar lesiones en el cuerpo y para aprovechar al máximo los beneficios de cada postura.

¿Hay estudios  que respaldan sus beneficios?


El yoga, en sus diferentes niveles, goza hoy en día de una gran aceptación en la sociedad occidental, después de haber demostrado sus beneficios durante décadas.

En el año 2013, científicos de la Universidad de Duke, en Estados Unidos, publicaron un estudio que incluyó la revisión de más de cien trabajos de investigación sobre yoga.

De todos ellos escogieron los 16 mejores desde el punto de vista metodológico y tras analizarlos concluyeron que la práctica del yoga tiene efectos positivos demostrables en trastornos psiquiátricos como depresión, esquizofrenia y déficit atencional con hiperactividad, incluso en quienes no están con tratamientos farmacológicos.

Esto, porque esta disciplina de más de cinco mil años es capaz de actuar sobre el cerebro y regular la acción de una serie de neurotransmisores y hormonas vinculadas al estrés, la depresión y la ansiedad, entre otras.

Dejar respuesta

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.