Desprendimiento de vítreo

El desprendimiento de vítreo no es grave y no suele dar complicaciones, por lo que, generalmente, no requiere tratamiento. Suele diagnosticarse en las revisiones oftalmológicas periódicas, por eso, es tan importante hacerlas, sobre todo a partir de los 50 años.

0
19

El desprendimiento de vítreo no es una patología, sino que forma parte del desarrollo natural del ojo. No es grave y no suele dar complicaciones pero es importante hacer revisiones oftalmológicas periódicas para vigilar su evolución, sobre todo a partir de los 50 años.

desprendimiento de vítreo
Fuente: Skitterphoto

¿Qué es el desprendimiento de vítreo?

Sucede cuando el vítreo se separa, generalmente de forma espontánea, de la retina.

El humor vítreo es un gel transparente que rellena la cavidad comprendida entre la retina y la cara posterior del cristalino. Cumple varias funciones, entre ellas, dejar pasar la luz a través de la retina y mantener la forma del globo ocular.

El humor vítreo contiene agua, fibras de colágeno, ácido hialurónico y algunas células, todo ello envuelto por una membrana denominada hialoides.

Determinadas circunstancias hacen que el humor vítreo se vuelva más líquido, con lo que adquiere mayor movilidad y pierde los puntos de anclaje con la retina, produciéndose el desprendimiento de vítreo.

Causas del desprendimiento de vítreo

Además de la degeneración propia de la edad, sobre todo a partir de los 50 años, el desprendimiento de vítreo puede producirse por:

  • Miopía eleveda o Alta miopía
  • Traumatismos o contusiones oculares severas
  • Cirugía del ojo, como puede ser la de operación de cataratas
  • Procesos inflamatorios, como la uveítis, que consiste en la inflamación de la úvea o capa intermedia del ojo.

Síntomas del desprendimiento de vítreo

Los síntomas más frecuentes son:

Miodesopsias o moscas volantes

Son pequeñas partículas de la hialoides que en este caso no se disuelven, sino que quedan flotando en su parte central. La personas las percibe como manchas oscuras que pueden adoptar diferentes formas (como hilos, puntos, etc.) a modo de red o telaraña.

Estas manchas aparecen de forma repentina cuando se miran zonas claras y además, se desplazan al mismo tiempo que se mueven los ojos de forma que permanecen flotando delante del campo visual.

Fotopsias o destellos luminosos

Son como flashes o luces de forma semicircular que duran segundos y que se ven, sobre todo, de noche o en situaciones en las que hay poca luz.

Visión borrosa

Tratamiento para el desprendimiento de vítreo

El desprendimiento de vítreo no es grave y no suele dar complicaciones, por lo que, generalmente, no requiere tratamiento. Suele diagnosticarse en las revisiones oftalmológicas periódicas, por eso, es tan importante hacerlas, sobre todo a partir de los 50 años.

Un desprendimiento del humor vítreo que se lleva a cabo correctamente y de manera controlada resulta completamente inocuo y no altera la visión por lo que no tiene un tratamiento.

Por el contrario,si las manchas resultaran demasiado molestas para la persona, podría valorarse la posibilidad de realizar una vitrectomía, una técnica cuya finalidad es eliminar toda la sustancia gelatinosa del ojo, sustituyéndola por una solución transparente y estéril.

Es importante saber que el desprendimiento de vítreo puede provocar un agujero o desgarro en la retina. En este supuesto, será necesario intervenir con láser para crear una barrera protectora alrededor de la zona afectada.

Una vez que aparecen los síntomas de desprendimiento de vítreo en un ojo, el riesgo de presentarse en el otro es mayor.

¿Qué riesgos tiene el desprendimiento de vítreo?

Realizar una exploración minuciosa del fondo de ojo en todo desprendimiento del vítreo posterior brusco es esencial, ya que entre un 1 y un 3% de los casos pueden presentar un desgarro de la retina como consecuencia de la tracción que puede realizar el vítreo sobre esta al colapsarse.

Estos desgarros precisan fotocoagulación con láser para evitar el desprendimiento de retina.

La mayoría de desprendimientos de retina sucede después de un desprendimiento de vítreo posterior (DVP) sin embargo la mayoría de DVP no causan desprendimiento de retina.

En otras ocasiones la retina no se desgarra pero puede romperse un vaso sanguíneo. En ese caso, la visión puede afectarse de modo difuso llegando incluso llegar a tapar todo el campo visual. Es la llamada hemorragia vítrea o hemovítreo.

Conclusión

Como siempre destacamos en Integra Salud Talavera, la prevención es la base de una buena salud, el diagnóstico precoz que se puede realizar en las revisiones periódicas es un elemento crucial para evitar un desprendimiento de vítreo y sus posibles consecuencias.

Por favor, valora en qué grado te ha resultado útil esta entrada
[Total: 1 Average: 5]

Dejar respuesta

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, introduce tu nombre aquí